Apuestas deportivas en la población joven (II)

PorInstituto Bitácora

Apuestas deportivas en la población joven (II)

En el artículo anterior, expusimos cómo el perfil del ludópata había sufrido un cambio muy importante en los últimos años, habiéndose instaurado esta patología entre la población joven.
También señalamos aquellas propiedades o características de los nuevos formatos de apuestas online, tratando de aclarar cuáles son los elementos que facilitan que un chico joven se convierta en un usuario patológico de este tipo de juegos.
En definitiva, se trató de ofrecer la visión de que el juego y las apuestas online son productos especialmente diseñados para que se haga un uso compulsivo de ellos, y que además invierten en importantes campañas de marketing para captar el mayor número de jugadores.

¿Qué efectos tienen las características de este tipo de juegos de apuestas en el comportamiento del jugador?

En los últimos años, los estudios al respecto han demostrado que los juegos de apuestas online son más adictivos que los mismos juegos en su modalidad presencial. 

La recompensa económica es un motor muy fuerte para la conducta humana, y las empresas de juego online son conscientes de ello. De hecho, se ha demostrado que la conducta de juego activa los mismos circuitos cerebrales que se activan con el consumo de drogas.
Sabiendo esto, la clave está en que el jugador piense que puede ganar dinero. ¿Y cómo generan esa idea en el jugador?
En primer lugar, hay que atender a la realidad de que la probabilidad de ganar en los juegos y las apuestas online es más elevada que en los juegos presenciales. De esta forma, los jugadores jóvenes fácilmente pueden tener la percepción de que están ganando dinero. De hecho, en algunos momentos esto puede ser así. Lo que ellos no tienen en cuenta, y esto lo saben las empresas de juego, es que el obtener beneficios no es la norma, muy al contrario, la gran mayoría de las veces quien gana es la casa.

En definitiva, se trata de que en los jugadores aparezca la idea de que el juego puede ser una fuente rápida y fácil de conseguir dinero. Una vez que aparece esa idea, el jugador tratará de aferrarse a ella, y comenzará a interpretar la realidad del juego de manera que pueda reafirmarse en su hipótesis de que es posible ganar dinero con las apuestas.

En este punto, cobra especial valor un elemento llamado sesgo del experto.
Algunos tipos de juegos favorecen la idea de que existen estrategias a la hora de apostar, y que estas pueden servir para obtener mayores ganancias. Se genera la falsa creencia de que se puede llegar a ser un buen jugador. De esta forma, un chico que apueste en partidos de futbol, puede llegar a pensar que, si tiene ciertos conocimientos sobre los equipos y sobre la competición en sí, puede ser capaz de  anticipar el resultado de un partido.
Puede ser que, en algunos casos, los resultados puedan ser algo más predecibles (P. ej: Barça vs. Levante), pero lo cierto es que en cualquier competición deportiva entran en juego muchísimos factores cuyos efectos no siempre pueden ser previstos.   
El hecho de que en el jugador se genere la idea de que es un experto en las apuestas, suele implicar que se realice un número más elevado de apuestas y que a su vez, se asuman mayores riesgos. Es fácil intuir que en tales casos, de todas las apuestas realizadas, las ganancias serán menores que las pérdidas.

Además de todo esto, otro peligro del sesgo del experto, es que, en los casos en los que se pierden las apuestas, el jugador atribuye la pérdida a un fallo en su estrategia. Lo que no tiene en cuenta, es que las pérdidas responden a la propia naturaleza del juego.

¿Cuál es la realidad de todo esto?

En el artículo anterior, se mencionó que las empresas de apuestas online habían multiplicado por tres sus beneficios en los últimos años. En cambio, no existen noticias de que ningún jugador se haya enriquecido gracias al juego y las apuestas online. De ello, podemos deducir que un número alto de jugadores está experimentando importantes pérdidas económicas.

Actualmente no existen datos oficiales acerca del número de personas que padecen adicción al juego online. Pero, si atendemos tanto a los datos económicos de las empresas, como al aumento en el número de pacientes que llegan a las consultas con este tipo de problema, es fácil concluir que las cifras sobre los nuevos casos de ludopatía serán alarmantes.

Ana Ponce Rodríguez

Referencias

  • Castilla, C., Berdullas, S., Vicente, A., & Villamarín, S. (2013). Apuestas online: el nuevo desafío del juego patológicoInfocop61, 3-6.
  • García, L. R. (2018). Apuestas deportivas online: percepción adolescente y regulación publicitaria. methaodos. revista de ciencias sociales6(1).

Sobre el autor

Instituto Bitácora administrator

Somos un equipo multidisciplinar, encabezado por el Dr Reina, dedicado al tratamiento del alcoholismo y otras adicciones, así como a la atención de la familia y a las patologías mentales, desde un modelo bio-psico-social que permite hacer una lectura antropológica de la persona que presenta el problema en su contexto y dentro de unos principios Bioéticos.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies